Paradoja: el progreso de la medicina propicia males como la ...

Hasta el momento, el control de azúcar se realizaba únicamente mediante una extracción de sangre (Shutterstock)
Hasta el momento, el control de azúcar se realizaba únicamente mediante una extracción de sangre (Shutterstock)

El investigador del Instituto Pasteur de París y director científico del Centro Nacional de Investigación Científica (CNRS) de Francia, Luis Quintana-Murci, explicó que la selección natural no es "un camino de rosas" y ha tenido como precio que pagar más casos de celiaquía y de diabetes.

Según Quintana-Murci, las mismas variaciones genéticas que nos han protegido siglos atrás de algunas infecciones bacterianas son las que ahora se han "vuelto en contra de nosotros" y nos hacen más vulnerables a enfermedades autoinmunes como la celiaquía, el lupus o determinados tipos de diabetes.

Una dieta libre de gluten es esencial para los celíacos que de manera natural no pueden procesar este nutriente
Una dieta libre de gluten es esencial para los celíacos que de manera natural no pueden procesar este nutriente

El investigador participó en el congreso B·Debate sobre genética humana, donde pronunció una charla sobre la adaptación humana a los patógenos a lo largo de la historia.

Quintana-Murci aseguró que con el tiempo nuestro sistema inmunitario se ha vuelto mucho más "combativo", algo que contrasta con la época actual, cuando la especie humana tiene que hacer frente a una presión patológica muchísimo menor gracias a los avances médicos como los antibióticos y las vacunas.

El desarrollo médico nos posibilita que en la actualidad nuestro cuerpo quede inmune a enfermedades infecciosas que siglos atrás eran principales causas de muertes (istock)
El desarrollo médico nos posibilita que en la actualidad nuestro cuerpo quede inmune a enfermedades infecciosas que siglos atrás eran principales causas de muertes (istock)

El director del CNRS francés recordó que durante miles de años los humanos tuvieron que adaptarse a diferentes climas, recursos nutricionales y patógenos, y aseguró que su trabajo consiste en estudiar cómo estas adaptaciones genéticas permitieron a las pasadas generaciones sobrevivir a las enfermedades de la época.

"Diseccionar lo que pasó en el pasado nos sirve para poder entender el presente y conocer nuestra relación con los patógenos y las enfermedades infecciosas", añadió el investigador.

LEA MÁS:

Fuente: http://www.infobae.com

Compartir en:

0 Comentarios

Registrate aqui para comentar